Efectivos de la Policía Municipal de Maracaibo, estado Zulia, desarticularon hace poco una empresa que a través de llamadas telefónicas estafaba con divisas americanas a latinos migrantes. El “centro de llamadas» funcionaba de manera clandestina desde una casa.

La empresa que no tiene registro de comercio ni permisología emitida por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel), fue identificada por la Policía como «Smart Insurance Service».

El encargado del sitio Noris Antonia Morillo de Cipullo y siete trabajadores fueron detenidos por Polimaracaibo. El caso ahora lo maneja la Fiscalía y el Ministerio Público.

El acceso al sitio fue posible gracias a las diversas denuncias por parte de las víctimas. Las investigaciones en torno al caso continúan hasta llegar con la raíz de esta mafia local, señaló el director de Seguridad Ciudadana de la Alcaldía de Maracaibo, César Garrido.

“Desde ese call center, se contactaron ciudadanos latinos fuera de sus países de origen; así como a venezolanos para recabar información como datos personales, bancarios y tarjetas de créditos. Todo esto para culminar en un plan de estafas”, citó la fuente policial en una nota de prensa.  

Sobre el modus operandi se sabe que desde la vivienda enviaban mensajes de texto por las redes sociales usando como presentación a una tal María: al entablar una relación de amistad entre la víctima, “María” lograba quitarle datos de interés para cometer la estafa con dólares.

Dos computadores portátiles y siete CPU, grabaciones de las llamadas efectuadas, documentos con identidad e información bancaria de las personas contactadas y posibles víctimas fue incautado en «Smart Insurance Service».

(LaIguana.TV) 

Comentarios Facebook