Irán contabilizó 3.712 nuevos casos de coronavirus en 24 horas, una cifra nunca registrada hasta ahora, según las cifras oficiales publicadas el martes.

La cifra más alta diaria hasta este martes eran los 3.574 nuevos casos registrados el 4 de junio.

“Constatamos un aumento de los casos confirmados y de las hospitalizaciones diarias en la mayoría de nuestras regiones”, dijo la portavoz del ministerio de Salud, Sima Sadat Lari, en una rueda de prensa difundida por televisión.

“Está disminuyendo el respeto de nuestras reglas y del uso de la mascarilla”, lamentó.

El lunes, el guía supremo iraní, el ayatolá Ali Jamenei, instó a los ciudadanos a respetar las normas de higiene dictadas por las autoridades y reprochó a los iraníes que se tomen la amenaza del coronavirus a la ligera.

Irán es el país de Oriente Medio más castigado por la pandemia y registra, desde que brotó la COVID-19 a finales del año pasado, un total de 429.193 infectados, de los que 24.656 murieron, según las cifras oficiales.

Las autoridades instauraron restricciones de diverso tipo por un tiempo determinado, pero no han impuesto un confinamiento general de la población. El país sufre una importante crisis económica desde el restablecimiento de las sanciones estadounidenses en 2018.

(AFP)

Comentarios Facebook