Un estadounidense de 25 años falleció tras caer por un acantilado en el Área Recreativa Nacional de Cañón Glen, en Arizona, según comunicó el Servicio de Parques Nacionales del país el 6 de octubre.

De acuerdo con testigos, el pasado domingo Orlando Serrano-Arzola, residente de Phoenix, estaba tomando fotos cuando cayó por un abismo de casi 80 metros. «La víctima sufrió un trauma severo y no mostró señales de vida después de la caída», señalaron.

En otro comunicado, las autoridades dieron a conocer que localizaron también otros restos humanos mientras recuperaban el cuerpo del hombre e indicaron que fue abierta una investigación al respecto.

(RT)

Comentarios Facebook