El fiscal general de la República, Tarek William Saab, informó este viernes que al menos una decena de personas denunciaron ser víctimas de una banda que operaba a través de Instagram, desde Miami, y se dedicaba la comercialización de vehículos chocados.

Durante una rueda de prensa, señaló que “se conoce de otros casos de personas que hasta la fecha esperan sus vehículos o la devolución del dinero”.

Saab precisó que los estafadores -que utilizaban como fachada la empresa Ciudad Cars del Norte, ubicada en Maracaibo y la empresa Elite Cars, en Caracas- captaban clientes a través de la red social y ofrecían los vehículos a precios competitivos.

El titular del Ministerio Público agregó que se trataba de vehículos que habían sido chocados y que compraban subastados a bajo precio en Miami.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook