La inocente reacción de una niña durante una ceremonia religiosa ha acaparado la atención de las redes sociales en las últimas horas. Y es que cuando el cura a cargo levantó la mano para bendecirla, ella, sin entender lo que sucedía, no dudó en responder levantando la suya y dándole una palmada, en el clásico gesto de chocar los cinco.

El sacerdote no supo más que sonreír ante el inesperado y tierno momento y a punto estuvo de no poder terminar sus oraciones por culpa de la risa. La mujer que acompañaba a la jovencita le agarró la mano para prevenir que lo hiciera de nuevo, pero no evitó que todos en la iglesia también se vieran contagiados por lo gracioso de la ocurrencia.

El video de la escena ya es viral en Internet y ha sido compartido activamente en distintas plataforma, donde también ha hecho reír a sus usuarios. En TikTok, la grabación fue publicada este miércoles y ya cuenta con 6,5 millones de visualizaciones, más de 16.000 comentarios y cerca de 734.000 reacciones hasta la publicación de este artículo.

(RT)

Comentarios Facebook