El presidente Nicolás Maduro aseguró que, dado el cobijo que le ha ofrecido el Gobierno de España al dirigente ultraderechista Leopoldo López, Madrid se había transformado en el centro donde se conspira para deponerlo.

En una intervención televisiva, Maduro se refirió a la reunión que sostuviera Pedro Sánchez con López y a la rueda de prensa que este último ofreciera desde la capital española, en la que aludió a una presunta ruta electoral para conseguir el cambio de Gobierno en Venezuela. 

Pese a ese discurso, el Jefe de Estado denunció que el prófugo de la justicia cuenta con una abundante cantidad de recursos para «financiar la violencia» desde allá y abogó porque en esta ocasión el Gobierno de España responda conforme la situación lo exige y no de la forma irresponsable como hasta ahora lo ha hecho. 

A este respecto, recordó que el embajador de Madrid en Caracas, Jesús Silva, además de cooperar con la fuga de López, participó activamente en distintos planes sediciosos ejecutados por la oposición antidemocrática, incluida la fallida incursión mercenaria del pasado 3 de mayo, con la que se pretendía asesinar tanto a él como a miembros prominentes de su gobierno, para instalar un régimen teledirigido desde Washington. 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook