Este viernes un fuerte terremoto sacudió las costas de Turquía y Grecia que removió las aguas del mar Egeo ocasionando que los barcos que se hallaban atracados junto a los puertos se desplazaran una buena distancia a una velocidad considerable.

Así se pudo observar a través de las redes sociales en un video que muestra el peligroso movimiento de las embarcaciones que podrían colisionar entre sí, encallar violentamente en la playa o estrellarse contra el puerto.

Según reseña el portal de noticias RT, el Servicio Geológico de EE.UU. (USGS, por sus siglas en inglés) calculó que el sismo alcanzó una magnitud de 7,0 y situó su epicentro a unos 14 kilómetros de la localidad Néon Karlovásion, en Grecia.

La Presidencia de Gestión de Emergencias y Desastres de Turquía señaló que el terremoto se produjo, precisamente, en el mar Egeo a una profundidad de 16,5 kilómetros.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook