En su cuenta de Twitter, el expresidente y líder boliviano, Evo Morales, criticó que la Cancillería del gobierno de facto de Jeanine Áñez se negara a invitarlos a él y al presidente venezolano, Nicolás Maduro, a la transmisión de mando de Luis Arce, pese a que el gobierno electo lo solicitó expresamente.

«Los últimos actos de la Cancillería boliviana retratan la miseria humana y política de quien la dirigió este año: negar invitación a presidentes solicitados por gobierno electo», denunció Morales.

El líder indígena también criticó que la Cancillería de facto designara «a 45 nuevos funcionarios en servicio exterior», cuando falta solamente una semana para que Arce asuma el poder.

El pasado jueves, la ministra de Exteriores de Áñez, Karen Longaric Rodríguez, difundió un comunicado en el que se informaba que la Cancillería no extendería una invitación a Morales para que asistiera a la transmisión de mando, por estimar que «ha sido hostil al proceso democrático boliviano y su presencia en el país generará tensión y confrontación» y justificó su decisión aduciendo que «el gobierno electo de MAS ha manifestado que lo invitará».

En el mismo documento se señala que el gobierno de facto tampoco extenderá una invitación a Maduro porque «el Estado Plurinacional de Bolivia reconoce al Gobierno del presidente encargado Juan Guaidó como el Gobierno legítimo de Venezuela».

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook