Este domingo 22 de noviembre el presidente de la República, Nicolás Maduro, aseguró que el exsecretario general del partido Acción Democrática (AD), Henry Ramos Allup, al final de su carrera, terminó como el “perrito faldero” del dirigente ultraderechista Juan Guaidó. Lamentó que esto haya sucedido porque, a su juicio, el referido político “es el mejor orador que ha tenido la oposición” en los últimos 20 años.

El primer mandatario, en este sentido, se refirió a su época como parlamentario; específicamente hizo alusión al período 2000-2005. Reveló que durante este tiempo le correspondía encargarse de “marcar” a Ramos Allup y de tomar nota de todas sus intervenciones en el hemiciclo.

“¿Ustedes saben cuál era mi tarea en la Asamblea Nacional, del año 2000 al 2005? Lo digo por primera vez: marcar a Ramos Allup. Yo era el diputado que tenía que marcar todo lo que dijera Ramos Allup. Yo me sentaba a escucharlo, me tomaba un buche de Maalox, una manzanilla, para poder aguantar tanto veneno compadre. Y se lanzaba Ramos Allup, que es el mejor orador que ha tenido la oposición en estos 20 años y en mucho tiempo”, aseveró el presidente.

“Ramos Allup es el mejor orador que tiene la derecha. Lamentablemente terminó de perrito faldero de Guaidó al final de su carrera política”, acotó.

Maduro indicó que, aunque nunca entabló amistad con Ramos Allup, siempre sostuvo un buen trato con él.

“Me da cosa porque yo sostuve un buen trato. No lo puedo considerar una amistad, pero sí un buen trato con Ramos Allup. Lo conozco bien”, dijo.

“Yo lo marcaba a él y, después de que hablaba, yo había tomado nota, me paraba y le respondía. Y después él pedía réplica y me respondía. Y yo le respondía. Venimos del debate, de la crítica, de la autocrítica. Sabemos cuándo hay maldad, mala intención en una crítica o comentario. Sabemos cuándo hay una campaña sucia detrás, en alguna línea que el enemigo toma. Pero sabemos cuándo hay verdad”, concluyó.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook