El ministro de Asuntos Exteriores iraní, Mohamad Yavad Zarif, afirmó a través de su cuenta en Instagram que una conspiración de EE.UU., Israel y Arabia Saudita terminó con el asesinato el pasado viernes del científico Mohsen Fakhrizadeh, considerado el padre del programa nuclear iraní.

«Los viajes urgentes de [el secretario de Estado de EE.UU., Mike] Pompeo en la región, la cumbre trilateral en Arabia Saudita y las declaraciones de [el primer ministro israelí, Benjamín] Netanyahu: todo esto ilustra una conspiración que lamentablemente concluyó con el cobarde acto terrorista del viernes y el martirio» de Fakhrizadeh, escribió el canciller.

De acuerdo con sus declaraciones, los autores de la política de presión máxima sobre Irán tratan de usar «los últimos días del régimen de Trump» para «destruir la atmósfera creada para eliminar las sanciones represivas».

(RT)

Comentarios Facebook