En ocasión de las reuniones que sostuviera en Bogotá un grupo de personeros de la oposición antidemocrática con representantes de los gobiernos de Estados Unidos y Colombia, el filósofo y analista político Miguel Ángel Pérez Pirela aseguró que el fin último de estos encuentros es la activación del Tratado de Asistencia Recíproca (TIAR) y el replanteamiento de la estrategia del Grupo de Lima, ambas traducidas en una invasión a Venezuela, asunto que sería secundado tanto por la administración Biden como por la Unión Europea (UE). 

Sin embargo, a su parecer, los agentes externos difícilmente podrán concretar esta avanzada imperial, toda vez que, más allá del presunto interés por los asuntos de Venezuela anunciado ante las cámaras, todas las naciones involucradas se enfrentan a complejos problemas internos que demandan su atención. 

En los Estados Unidos, relató el experto, la pandemia está lejos de haber sido controlada, pues ya han fallecido cerca de medio millón de personas por COVID-19 y el plan de vacunación avanza con muchos tropiezos, a lo que se suma una fuerte tormenta invernal que sumió en el caos al estado de Texas, que ya golpeado fuertemente por el coronavirus, debe lidiar ahora con una suspensión mayor del servicio eléctrico y bajísimas temperaturas. 

De parte de la UE, la situación no es distinta, particularmente en España, país lanza en la agenda pro sanciones, que en las últimas dos semanas ha reprimido duramente a quienes  han salido a manifestarse en contra del encarcelamiento del rapero Pablo Hasél. 

El lugar de la reunión –Colombia– no podría ser, en su opinión, más cuestionable, puesto que además de la crisis pandémica, el país «sigue batiendo récords en masacres».

Por lo antes dicho, Pérez Pirela calificó como hipócrita el presunto interés sobre los asuntos sanitarios de Venezuela manifestado por estas naciones, luego de haber transcurrido casi un año desde el inicio de la pandemia. 

«Que se reúnan y gasten toda la plata que le han quitado al pueblo venezolano, bebiendo whiskey en el Marriot, pero, por favor, no vengan ahora otra vez a decirse, después de un año, que están interesados en la situación sanitaria de Venezuela, que, por cierto, bajo el gobierno de Nicolás Maduro ha tenido los números más bajos de infectados y de fallecidos, de los más bajos del mundo».

Siguiendo la denuncia formulada por el presidente de la Asamblea Nacional, Jorge Rodríguez, precisó que el grupo de Guaidó estaría trabajando en una estrategia orientada a responder asuntos como: ¿Cómo construir un movimiento de presión cívica política para poder negociar una transición desde un punto de fortaleza?, «¿cómo explicar la coalición democrática?», «¿qué nos falta y cómo llegamos a ello» o «cuál es el papel de cada sector». 

«Están perdidos en la nebulosa y están, en este momento, simplemente aplicando estrategias para más sanciones para el pueblo venezolano, más bloqueos contra el pueblo venezolano y más dinero de nosotros, los venezolanos y las venezolanas, desviados a sus cuentas personales» sintetizó. 

En cuanto a las pretensiones neocoloniales de la UE, que pretende chantajear a Venezuela con la imposición de medidas coercitivas unilaterales sobre 19 funcionarios, consideró que las excusas presentadas por el ente comunitario, no son otra cosa que un intento por dictar pauta acerca del tiempo propicio para realizar elecciones en el país, al que acusan de «socavar» las instituciones y comprometer «la libertad» y la «democracia». 

«De verdad que esta gente quedó perdida en el espacio y en el tiempo y creen realmente que estamos en el siglo XVI, que somos realmente parte de la corona española. (…). Es bochornoso lo que está planteando la UE y más aún, España, con todos los problemas que tiene, por no hablar de los EEUU, y además, ¿en dónde? En Colombia, el país campeón en masacres a su propio pueblo, a sus jóvenes, a sus indígenas, a sus trabajadores sociales», concluyó el también director de LaIguana.TV. 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook