El Gobierno italiano del primer ministro, Mario Draghi, aprobó este martes 2 de marzo un nuevo decreto con medidas para contener el coronavirus en el país que prevé, entre otras cosas, la educación a distancia en las regiones con mayor riesgo de contagios.

El decreto entrará en vigor el próximo 6 de marzo y estará vigente hasta el 6 de abril, la intención es evitar que el virus se propague en las próximas semanas, en vista de la celebración de la Semana Santa.

Preocupa en el país la necesidad de contener los contagios y sobre todo las distintas variantes de la COVID-19 que se están extendiendo por el territorio, una situación que ahora deberá gestionar el nuevo responsable para la emergencia, el general y excomandante de las Fuerzas de la OTAN en Kosovo Paolo Figliuolo, con la misión clave de acelerar la vacunación.

(EFE)

Comentarios Facebook