El número de muertes semanales por COVID-19 a nivel mundial va nuevamente en aumento, una “señal preocupante” luego de seis semanas a la baja, aseguró una experta en coronavirus de la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

Maria van Kerkhove, directora técnica de la respuesta al COVID-19 en la OMS, señaló que el crecimiento en decesos se dio después de cinco semanas consecutivas con incremento de casos confirmados a nivel mundial. Aseguró que el número de infecciones reportadas aumentó en cuatro de las seis regiones de la OMS, aunque hubo variaciones significativas dentro de cada región. 

“En la última semana, los casos se han incrementado en un 8%”, señaló Van Kerkhove a los reporteros. “En Europa, es del 12%, y varios países son la causa”. 

El aumento se debe en parte a la propagación de una variante que se detectó en un principio en Gran Bretaña y que actualmente circula en varios países, incluyendo el este de Europa, afirmó. 

Asia 

El sudeste de Asia registró un incremento semanal de casos confirmados del 49%, mientras que la región del Pacífico Oeste de la OMS reportó un aumento del 29%, en parte debido al mayor número de infecciones en Filipinas, indicó Van Kerkhove. La región del Mediterráneo oriental registró un aumento del 8%, mientras que los contagios disminuyeron en África y América. 

“Quiero mencionar que habían pasado unas seis semanas en las que vimos un declive de decesos”, precisó Van Kerkhove. “Y en la última semana, comenzamos a registrar un pequeño incremento de fallecimientos en todo el mundo. Era de esperarse debido al aumento de casos. Pero también es una señal preocupante”. 

(AP) 

Comentarios Facebook