Cuando el príncipe Felipe murió, una niña de 5 años decidió enviarle una carta a la reina Isabel para acompañarla en el dolor. Erin Bywater, de Scunthorpe en el condado de Lincolnshire (Inglaterra), hizo un dibujo y lo envió al Palacio de Buckingham. Al día siguiente, recibió una inesperada respuesta que guardará por siempre. 

«Recibimos una carta dirigida a ella desde el palacio que la dejó saltando de alegría», relató al Daily Mail la madre de la pequeña. 

Todo comenzó cuando Erin comenzó a preguntar a sus padres quién era la reina y qué había hecho el día anterior a la muerte de su marido. Fue entonces cuando quiso escribirle una carta a su majestad para animarla. 

«Su majestad, mi nombre es Erin y tengo 5 años. Me gustan sus sombreros y abrigos. ¿Tiene un gato o perro de la realeza? Yo tengo un gato llamado Simba. Sé que está triste, por eso pensé que le gustaría este dibujo», escribió la pequeña. 

Debajo del mensaje, Erin dibujó a la reina sonriente. 

«La enviamos y no esperábamos recibir nada», reconoció la madre. Sin embargo, solo un día después, el cartero golpeó la puerta. 

«Le mando mi más sincero agradecimiento por sus amables palabras de condolencia por la muerte de mi marido. Elizabeth R.», rezaba la respuesta oficial. 

La madre se mostró sorprendida de que hayan respondido y que lo hayan hecho tan rápido, ya que cree que «deben estar inundados de cartas en este momento». Agregó que la pequeña «quiere contárselo a todos».  

Luego de que muestre la respuesta de la reina en el colegio, la familia pondrá el sobre «en un lugar seguro donde pueda ser atesorado». 

(Sputnik) 

 

Comentarios Facebook