El presidente Nicolás Maduro sostuvo que las medidas aplicadas en Venezuela se constituyen como herramientas de una «economía de guerra», por lo tanto afirmó que la dolarización ha sido «una válvula de escape útil» para los consumidores y las empresas, sin embargo, son temporales.

“Más temprano que tarde, el bolívar volverá a ocupar un papel fuerte y preponderante en la vida económica y comercial del país”, aseguró el mandatario durante una entrevista que ofreció a Bloomberg Television.

El mandatario venezolano enfatizó que no flaqueará aunque Washington continúe presionando y toda demanda para modificaciones en la política de su país es «game over».

Comentó que ante un hipotético consentimiento con Estados Unidos: «Nos convertiríamos en una colonia, nos convertiríamos en un protectorado» e indicó que «ningún país del mundo está dispuesto a arrodillarse y traicionar su legado».

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook