En el 2100 existe la posibilidad de que el Lago de Maracaibo en el estado Zulia y Tucupita en Delta Amacuro queden bajo el mar por el incremento de los niveles del agua.

Así lo pronosticó la organización americana Climate Central, la cual precisó que al mar Caribe mostró un acrecentamiento promedio de 3,6 milímetros anuales entre 1993-2020. Este número constituye promedio por encima al promedio internacional, que se ubicó en 3,3 milímetros al año.

Destacaron que los mencionados lugares se convertirán en patrimonio sumergido previo al venidero siglo.

Añadieron que no solo la nación petrolera se verá afectada, puesto que también se incluye a Colombia, en las inmediaciones de Barranquilla, en la salida del río Magdalena en el mar Caribe, y el golfo de Urabá, frontera con Panamá, los cuales también desaparecerán.

Las estimaciones de la referida institución de climatología no ofrecen perspectivas alentadoras, ya que en América Latina unas cuatro costas de países “se hundirán en 80 años: México y Argentina son las dos naciones restantes”.

Detallaron que la jurisdicción argentina de Entre Ríos, por donde pasan los ríos Ibicuy y el Paraná, además la provincia de Buenos Aires, estarán bajo el agua.

En tanto que en México, las playas de Cancún, las costas de la península de Yucatán, Quintana Roo, Campeche y Tabasco correrán con el mismo destino.

En toda esta área más del 27% de los habitantes se encuentran establecidos en los litorales. Se vislumbra que entre el 6 y el 8% vive en áreas de riesgo.

La organización exhortó a adoptar medidas tomar acciones al respecto porque las temperaturas han presentado un significativo aumento y se cree que continúe.

Según “Cambio climático 2021: Bases físicas”  pronostica que este 2021 se generará  un crecimiento en la subida del nivel del mar, los diluvios costeros, los embates de calor marino, además cambios en las precipitaciones.

(LaIguana.TV) 

Comentarios Facebook