Este martes 31 de agosto el Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat) clausuró una de las tiendas de la franquicia Balú, ubicada en Propatria, Caracas, luego de que esta fuera acusada de discriminación por parte de una joven a la cual se le habría negado el acceso por hallarse en silla de ruedas.

La tienda en cuestión se encuentra ubicada específicamente en el Centro Comercial Propatria, en la parroquia Catia, en Caracas. La misma fue denunciada, a través de la red social Twitter, por la ciudadana Kelly Ayary.

Según la usuaria, los empleados del referido local le impidieron el paso cuando esta se disponía a ingresar para efectuar unas compras. De acuerdo a la víctima, uno de los vigilantes la habría “parado en seco” por encontrarse en silla de ruedas.

Ayary aseguró que el hombre le dijo que no podía dejarla pasar debido a “políticas de la empresa”. Tras lo ocurrido, la muchacha grabó un video frente a la tienda para denunciar el abuso.

Luego de ello, la tienda Balú emitió un comunicado para disculparse con la joven. Los dueños de la franquicia señalaron que tomarán medidas para evitar que vuelva a ocurrir una situación similar.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook