La tarde de este viernes 3 de septiembre, monseñor Ricardo Barreto, obispo auxiliar de Caracas, desmintió el deceso del cardenal Jorge Urosa Savino, quien permanece ingresado en un centro de salud de la capital venezolana tras haber contraído COVID-19.

En un comunicado divulgado por la Arquidiócesis de Caracas, Barreto aseveró que las condiciones de salud de Urosa Savino «continúan siendo delicadas», si bien en los últimos dos días ha presentado «signos de mejoría».

Asimismo, el equipo médico que atiende al prelado publicó un reporte a las 2:30 de la tarde en el que asegura que «su condición de salud es delicada y estable», y se precisa que permanece «bajo estricta supervisión en la Unidad de Cuidados Intensivos».

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook