El presidente de EEUU, Joe Biden, será el anfitrión de la primera de dos ‘Cumbres por la Democracia’ y desde ya Pekín a través de su portavoz exhortó a EEUU a que no impulse su propia forma de democracia en otras naciones como si fuera Coca-Cola, ni intente dividir a la comunidad internacional excluyendo de la cumbre a algunos países. 

«No convierta la democracia en Coca-Cola, donde un país produce la receta y el mundo solo tiene un sabor, privando a los países del derecho y la libertad de explorar sus propios caminos democráticos», dijo en una conferencia de prensa el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Wang Wenbin. 

El diplomático considera que los países deberían abordar de manera conjunta los desafíos mundiales, unirse para fortalecer la coordinación y cooperación global mientras se superan los desafíos de la pandemia e instó a los líderes mundiales a hacer frente a una nueva mentalidad de la guerra fría. 

En concordancia con el canciller ruso, Serguéi Lavrov, el portavoz chino consideró que la cumbre dividirá a la comunidad internacional en «nosotros» y «ellos» y agregó que EEUU no debe usar la democracia como pretexto para promover su hegemonía o promover su propia estrategia. 

El portavoz enfatizó que la democracia tampoco es un dogma y que los países de todo el mundo deben implementar sistemas políticos sin ignorar las diferencias en la cultura, historia, etapas de desarrollo y sistemas sociales. 

De acuerdo con un comunicado emitido por EEUU, el evento que reunirá a líderes mundiales, sociedad civil y sector privado tiene por objetivo establecer una «agenda para la renovación democrática y hacer frente a las mayores amenazas que enfrentan hoy las democracias a través de la acción colectiva». 

Se prevé que esta primera cumbre se lleve a cabo el próximo 9 y 10 de diciembre en EEUU. 

(Sputnik)  

 

 

Comentarios Facebook