La fotógrafa Halyna Hutchins, de 42 años, murió este jueves cuando fue disparada accidentalmente por el actor Alec Baldwin durante el rodaje de la película ‘Rust’. Hutchins, nacida en Ucrania, era una promesa del cine que había recibido el reconocimiento de la Industria por su participación en filmes como ‘Archenemy’, protagonizada por Joe Manganiello o el drama policial ‘Blindfire’. 

Licenciada en Periodismo por la Universidad de Kiev, Hutchins decidió encaminar su carrera hacia la fotografía y el cine, por lo que en 2015 se graduó en el American Filme Institute. Tras sus estudios, la fotógrafa participó en varios rodajes, como el filme de terror ‘Darlin’, dirigido por dirigida por Pollyanna McIntosh, tras el cual comenzó a consagrarse como una joven promesa de la fotografía. En 2019, sin ir más lejos, Hutchins fue seleccionada como una de las estrellas de la fotografía más prometedoras del año.  

En su cuenta de Instagram, Halyna Hutchins se definía como una mujer soñadora y «adicta a la adrenalina». Una de sus últimas publicaciones en esta red social de fotografía corresponde al rodaje de ‘Rust’, en el que ha perdido la vida en un accidente fatal. «Una de las ventajas de filmar un western es que puedes montar a caballo en tu día libre :)», escribió junto a un vídeo que grabó en su tiempo de descanso. 

Sus últimas publicaciones en la red social, de hecho, muestran su satisfacción con su trabajo en ‘Rust’, que le permitió disfrutar de escenarios paradisíacos y amaneceres de ensueño, tal y como la propia Hutchins escribió en su cuenta de Instagram. 

(ABC) 

Comentarios Facebook