Rusia ve inadmisible la expansión de la Organización del Tratado del Atlántico Norte hacia el este, cerca de sus fronteras, y opta por “acuerdos concretos”.

“En el diálogo con EEUU y sus aliados insistiremos en el logro de acuerdos concretos que excluyan un mayor acercamiento de la OTAN hacia el este y el despliegue de sistemas de armamento que nos amenacen cerca del territorio de Rusia”, ha afirmado este miércoles el presidente ruso, Vladimir Putin, en una ceremonia de presentación de cartas credenciales de nuevos embajadores extranjeros acreditados en Moscú, la capital rusa.

Tras indicar que el Occidente sigue ignorando todas las preocupaciones del Kremlin por la expansión de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) e incumpliendo sus compromisos verbales, el mandatario ruso ha enfatizado que Moscú necesita “garantías legales y jurídicas” para iniciar negociaciones sustanciales.

Putin ha insistido en que tales acuerdos deberán tener en cuenta los intereses de Rusia, así como de todos los países euroatlánticos, de cara a establecer una situación de calma y estabilidad que todo el mundo necesita, ha dicho.

Aludiendo a la militarización de Ucrania en las fronteras comunes con Rusia, el líder ruso ha dicho que intenta por todos los medios frenar este desarrollo y, por ello, ha señalado, Moscú está adoptando medidas “técnico-militares”.

Putin ha aseverado que todas las medidas adoptadas por Rusia son adecuadas y ha aclarado que acusar a Rusia de amenazar a alguien, teniendo en cuenta la situación real, significa pasarle la culpa al otro.

Rusia responderá actos hostiles de la OTAN

Por su parte, el canciller ruso, Serguéi Lavrov, indicó el martes que su país seguirá respondiendo de manera contundente ante cualquier acto hostil de la OTAN en su contra.

El jefe de la Diplomacia rusa dijo que la OTAN sigue sus esfuerzos para incorporar a Ucrania en la organización y convertirla en un enemigo de Rusia. Lavrov advirtió que Moscú responderá a cualquier acción hostil y no permitirá que nadie dañe sus intereses nacionales.

La OTAN ha intensificado recientemente sus actividades en forma de simulacros y despliegue de buques de guerra en la región estratégica, un movimiento que podría provocar una respuesta de Rusia a lo largo de sus fronteras comunes con Ucrania.

Rusia considera la expansión militar de la OTAN, encabezada por EE.UU. cerca de sus fronteras como una amenaza directa a su seguridad nacional y, por tanto, enfatizan que se reserva el derecho a dar una respuesta contundente a cualquier agresión o violación que se produzca contra su soberanía.

(HispanTV)

Comentarios Facebook