Irán planteó cambiar de manera significativa el borrador del Plan de Acción Integral Conjunto (PAIC) durante la séptima ronda de conversaciones para restaurar el pacto nuclear en Viena, declaró el embajador ruso ante las organizaciones internacionales en Viena, Mijaíl Uliánov. 

«Nuestros socios occidentales quedaron muy impresionados porque Irán propuso modificar considerablemente, realizar cambios radicales, en el borrador del documento nuclear que se acordó en las seis rondas anteriores», dijo Uliánov. 

El diplomático especificó que a los países occidentales les pareció demasiado radical el enfoque propuesto por Irán, «de ahí una reacción tan sensible». 

Según Uliánov, en las negociaciones sobre el PAIC existe la regla de «no está acordado nada, hasta que se acuerde todo». 

«Los cambios de posición siempre son posibles. Pero es deseable que estos cambios estén calibrados y no se conviertan en un obstáculo por el camino hacia el progreso», enfatizó Uliánov. 

El embajador resaltó que los participantes en las conversaciones escucharon todo lo que se dijo en la reunión y «todavía no es la última palabra». 

«Nadie prometió que sería fácil», recalcó. 

Garantías 

Además, Uliánov informó que Irán solicitó garantías de que Estados Unidos no vuelva a rescindir el PAIC igual que hizo bajo el mandato del expresidente de los EEUU Donald Trump. 

«El hecho de que los iraníes estén exigiendo garantías es absolutamente comprensible y justificado. Debe haber al menos cierta confianza de que no se repetirá el mal experimento que ocurrió con Donald Trump», dijo Uliánov. 

El pasado 30 de octubre, los líderes de EEUU, el Reino Unido, Alemania y Francia emitieron un comunicado conjunto donde el actual presidente estadounidense, Joe Biden, afirma que su país cumplirá con el acuerdo nuclear mientras Irán haga lo mismo. 

«Probablemente este es un elemento de garantía política. Solo hace falta ser puesto en papel en el marco del proceso de negociación», resaltó Uliánov. 

Asimismo, sugirió, si Irán necesita más garantías, «esto también puede ser objeto de negociaciones». 

«Irán, como la parte más interesada, debería anunciar sus propuestas y otros deberían considerarlas con mucho cuidado, porque la pregunta planteada por los iraníes es absolutamente lógica y justificada», subrayó Uliánov. 

La séptima ronda de conversaciones, centrada en el levantamiento de las sanciones unilaterales de Washington contra Teherán, arrancó el 29 de noviembre con las delegaciones de Irán, China, Francia, el Reino Unido, Rusia y Alemania, países signatarios del acuerdo nuclear conocido como el PAIC. 

Estados Unidos, que se retiró de forma unilateral del PAIC, no participa directamente en las conversaciones. 

(Sputnik) 

Comentarios Facebook