Una mujer indonesia fue azotada 100 veces por cometer adulterio después de confesar haber tenido una relación extramatrimonial. Su pareja recibió 15 latigazos.

El incidente tuvo lugar el jueves en la conservadora provincia de Aceh de Indonesia. El castigo se dictó de conformidad con el sistema legal islámico de la sharía, según el cual los castigos públicos, como los latigazos, son una práctica común.

Muchos de los que se reunieron el jueves para presenciar la golpiza pública vieron y filmaron la flagelación. La agencia de noticias AFP informó que la flagelación de la mujer tuvo que suspenderse brevemente porque no podía soportar el dolor.

Ivan Najjar Alavi, jefe de la división de investigación general de la fiscalía de East Aceh, dijo a la AFP que el tribunal dictó una sentencia más severa para la mujer casada después de que ella confesara a los investigadores que tuvo relaciones sexuales fuera del matrimonio.

Dijeron que el hombre, el jefe de la agencia de pesca de East Aceh, no hizo tal confesión, por lo tanto, los jueces no pudieron condenarlo. Según los informes, el hombre también estaba casado.

Después de la flagelación pública, la agencia citó a Alavi: “Durante el juicio, no admitió nada y negó todas las acusaciones. Por lo tanto, [los jueces] no pueden probar si es culpable”.

En cambio, los jueces declararon culpable al hombre casado de “mostrar afecto a una pareja femenina que no es su esposa” después de que los lugareños los vieran juntos en una plantación de aceite de palma en 2018.

El hombre fue condenado a 30 latigazos. Sin embargo, apeló al tribunal de la sharía de la provincia, que redujo su castigo a 15 latigazos.

The Associated Press informó que otro hombre condenado por tener relaciones sexuales con una menor también fue azotado 100 veces el mismo día.

El hombre también recibió una sentencia de prisión de 75 meses por el crimen.

Varios grupos de derechos humanos han alzado la voz contra la flagelación pública.

Amnistía Internacional ha dicho que la flagelación es una práctica “cruel e inhumana” y pidió su prohibición inmediata como forma de castigo en el país el año pasado.

(independentespanol.com)

Una mujer es azotada 100 veces por adulterio en Idi, este de Aceh, el 13 de enero de 2022, mientras que su pareja masculina, que negó las acusaciones, recibió 15 latigazos. (Foto de CEK MAD / AFP)

 

Comentarios Facebook