La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) anunció la decisión de reforzar su presencia militar en Europa del Este ante la escalada de tensiones en torno a Ucrania. 

«Los aliados están poniendo sus fuerzas en estado de disponibilidad y enviando barcos y aviones de combate en adición a los ya emplazados por la OTAN en Europa del Este, reforzando la contención y la defensa aliadas mientras Rusia continúa acumulando recursos militares en Ucrania y sus alrededores», dice una declaración. 

En estos últimos días, añade el documento, varios miembros de la OTAN han hecho anuncios sobre despliegues actuales o futuros de fuerzas. 

Así, Dinamarca enviará una fragata al mar Báltico y emplazará cuatro aviones de combate F-16 en Lituania en apoyo de la misión de vigilancia aérea de la OTAN en la región. 

España está enviando barcos para unirse a las fuerzas navales de la OTAN y estudia el despliegue de aviones de combate en Bulgaria. 

Francia ha expresado su disposición a enviar tropas a Rumanía bajo el mando de la OTAN. 

Países Bajos enviará dos aviones de combate F-35 a Bulgaria a partir de abril para apoyar las actividades de vigilancia aérea de la OTAN en la región, y pondrá un barco y unidades terrestres en modo de espera para la Fuerza de Respuesta de la OTAN. 

Estados Unidos también ha dejado claro que está considerando aumentar su presencia militar en la parte este de la Alianza. 

Las tensiones en torno a Ucrania se fueron agravando en las últimas semanas por la acumulación de tropas rusas cerca de la frontera ucraniana que Occidente interpreta como preparativos para una posible invasión. 

Rusia rechaza esas sospechas, defiende el derecho a mover fuerzas dentro de su propio territorio según lo estime conveniente y acusa a la OTAN de buscar pretextos para emplazar más equipamiento militar cerca de las fronteras rusas. 

(Sputnik) 

Comentarios Facebook