Turquía cierra el estrecho del Bósforo y el de los Dardanelos para el paso de buques de guerra de todos los países, en total concordancia con la Convención de Montreux, asegura el ministro de Exteriores del país, Mevlut Cavusoglu.

«Hemos advertido a todos los países adyacentes al mar Negro y fuera del mar Negro que no pasen sus buques de guerra a través de los estrechos mientras dure el enfrentamiento [en Ucrania]. Hasta ahora, no se han registrado tales pasos. Aplicamos las disposiciones de la Convención de Montreux», afirmó el ministro turco.

Según la convención, en caso de un conflicto, Turquía tiene el derecho de limitar el paso de buques de países beligerantes. La única exclusión se hace para aquellos navíos que regresen a su puerto de suscripción.

Poco ante, el secretario de Estado de EEUU, Antony Blinken, habló por teléfono con Mevlut Cavusoglu y le expresó el agradecimiento de Washington por seguir aplicando la Convención de Montreux, informó el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price.

«El secretario Blinken expresó su aprecio por la continua aplicación de la Convención de Montreux por parte de Turquía y por los recientes comentarios del ministro Asuntos Exteriores Cavusoglu sobre esta cuestión», dijo el vocero en un comunicado.

El pasado 26 febrero, el presidente de Ucrania Volodímir Zelenski publicó una declaración sobre la prohibición de pasar por los estrechos Turcos para los barcos de Rusia, sin precisar si esta decisión fue aprobada o no por el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan.

Sin embargo, la Guardia Costera de Estambul respondió a la agencia Sputnik que los estrechos del Bósforo y los Dardanelos seguían abiertos para el paso de los barcos rusos. Cavusoglu señaló entonces que Turquía podría en teoría cerrar los estrechos, pero aún así los buques rusos tendrían el derecho a regresar a sus bases.

(Sputnik)

Comentarios Facebook