El momento histórico que vive América Latina busca consolidar acercamientos con Estados Unidos desde otras reglas, ya no desde los enfoques nacionalistas regionales antagónicos a Washington, consideró el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México, Marcelo Ebrard.

En el marco de la IX Cumbre de las Américas, a la que acudió en representación del presidente Andrés Manuel López Obrador luego de que este se negara a participar en el encuentro en rechazo a la exclusión de Venezuela, Cuba y Nicaragua, el funcionario federal dijo que ya no son momentos para enemistades entre los países latinoamericanos y Washington.

«A diferencia de otros momentos históricos, ya no se trata del nacionalismo de América Latina contra Estados Unidos, sino el planteamiento de acercamiento con otras reglas», dijo Marcelo Ebrard en una entrevista con el diario español El País.

El canciller mexicano recordó que el continente vive un momento significativo para poder renovar las relaciones interamericanas.

«Tienes una nueva realidad geopolítica en el mundo, tienes una incertidumbre importante respecto a las cadenas de suministro globales», comentó Ebrard, quien ya ha manifestado sus intenciones de ser candidato a la Presidencia de México.

«Si necesitas reorganizarte regionalmente para reducir tu vulnerabilidad y el modelo actual, que tiene muchas partes valiosas, está diseñado para una etapa que ya concluyó por estas nuevas realidades, ¿por qué tendríamos que esperar?», indagó el secretario.

Esta oportunidad de resignificación de las relaciones podría cambiar con un cambio de Gobierno en Estados Unidos o en los países latinoamericanos, recordó.

Marcelo Ebrard también pidió terminar con las políticas de intervencionismo que Washington lleva a cabo desde hace muchos años en algunas naciones latinoamericanas.

«El cubano no puede comprar medicinas porque las empresas no pueden venderles las medicinas. ¿Qué justificación puede tener eso? Podríamos no decir nada o votar en la ONU una vez al año, pero es parte de la recomposición entre América Latina y Estados Unidos. ¿Quién dijo eso? Obama, en un muy buen discurso en Panamá. La base para construir una relación con América Latina y el Caribe diferente implica cambiar el modelo de intervención legítima», aseguró.

Críticas a la OEA

Ebrard criticó a la Organización de Estados Americanos (OEA) por su ausencia en atender a los pueblos latinoamericanos durante la pandemia de COVID-19, así como su participación en la renuncia de Evo Morales a la presidencia de Bolivia en noviembre de 2019.

«La OEA, la preocupación de su secretario general [Luis Almagro], son las observaciones electorales. Y ya, es todo», reprochó el canciller.

Aseveró que se está formando un consenso importante entre países latinoamericanos, lo que además interesa al presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

Además, dijo que tanto cubano estadounidenses del Partido Demócrata y sectores del Partido Republicano buscan mantener como una religión el bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, ejercido desde la década de 1960.

No obstante las críticas, Ebrard subrayó que la relación de México con Estados Unidos se mantiene en buenos términos, y señaló que la agenda bilateral es robusta, ya que son socios comerciales de alto nivel y no buscan que esas cosas cambien, además de que el 60% de sus actividades como titular de Relaciones Exteriores tienen que ver con el vecino del norte.

Asimismo, reiteró que México busca consolidar un sistema regional que proteja no sólo la migración, sino también la movilidad laboral en la región.

Los países centroamericanos, Colombia, Venezuela, Perú, Ecuador, Brasil y Cuba aumentan su flujo de ciudadanos hacia Estados Unidos, apuntó, por lo que esa fuerza laboral puede aprovecharse.

«Por razones demográficas del mercado va a ocurrir, lo que hay que hacer es ordenarlo o regularlo de la mejor manera. Mayor número de visas de trabajo, el que te puedas inscribir, en caso de México también es así», añadió.

El canciller también aseveró que México busca la reconciliación en Cuba y Venezuela, aunque no ha podido acercarse a Nicaragua para contribuir al diálogo.

(Sputnik)

Comentarios Facebook