El presidente de Chile, Gabriel Boric, brindó este jueves su país como sede para reiniciar el diálogo entre el Gobierno de Colombia y el grupo armado Ejército de Liberación Nacional (ELN), gesto que agradeció la vicepresidenta electa, Francia Márquez.

Desde la Universidad de Chile, Márquez reconoció que Boric “haya manifestado no solo su disposición de acompañarnos en esa tarea del logro de la paz, sino que ofrece su casa, Chile, como sede para los diálogos de paz entre el Estado colombiano y el ELN».

La integrante de Pacto Histórico apuntó que el pueblo colombiano está desesperado “de vivir en la violencia (…) de tener que padecer el miedo”, y reafirmó que lograr la paz en Colombia resulta “nuestro principal desafío”.

De igual forma, destacó que “desproporcionalmente quienes están viviendo las consecuencias de ese conflicto armado innecesario son las poblaciones más empobrecidas».

Márquez también estimó como positivo que Boric haya expresado su voluntad de trabajar para lograr una paz completa para Colombia y toda la región.

La visita de la vicepresidenta electa colombiana a Chile se incluye en el marco de una gira por el sur del continente latinoamericano, en la que se han abordado la integración y otros temas vitales. Días atrás estuvo en Brasil, en las próximas horas viajará a Argentina y a continuación visitará Bolivia.

Tras la victoria el pasado 19 de junio de Gustavo Petro en las elecciones presidenciales, el ELN manifestó la voluntad de reactivar las negociaciones de paz llevadas a cabo en 2018 en la capital cubana, La Habana, suspendidas en 2019.

El líder del ELN, Eliécer Herlinto Chamorro, enfatizó previamente a través de un comunicado que ese grupo está dispuesto “a reanudar las conversaciones de paz con el nuevo Gobierno para que sus resultados traigan la paz con justicia social para toda Colombia».

(teleSUR)

Comentarios Facebook