El nuevo presidente de Colombia, Gustavo Petro, destacó la importancia histórica que tiene la espada del Libertador Simón Bolívar en la lucha de los pueblos de la región.

Así lo expresó el primer mandatario tras ordenar a la casa militar traer dicha reliquia a su acto de juramentación, este 7 de agosto, tras la negativa por parte de su predecesor, Iván Duque, de autorizar que la espada formara parte de la ceremonia.

«Esta espada para mí es toda una vida, una existencia, esta espada representa demasiado para nosotros y nosotras. Quiero que nunca esté enterrada, quiero que nunca más esté retenida, que solo se envaine -como dijo su propietario, el Libertador- cuando haya justicia en este país. Es la espada del pueblo y por eso la queríamos aquí», precisó.

Recordemos que Duque unas horas antes del acto negó el permiso a Petro de usar la espada durante su toma de posesión, argumentando supuestos motivos de seguridad.

No obstante, la coordinadora de comunicaciones del acto de juramentación, Marisol Rojas, aseveró que dicha decisión solo obedeció a un capricho del mandatario saliente de impedir que esta reliquia sea parte de la ceremonia.

«Esta espada tiene tanta historia que hoy sumará una más, sobre por qué se demoró en llegar a esta plaza», agregó Petro.

(LaIguana.TV)

 

 
Comentarios Facebook