Las tropas de ocupación estadounidenses desviaron hacia Irak este domingo un cargamento de 89 camiones cisterna con petróleo sirio saqueado de los yacimientos de la región de al-Yazira, provincia oriental de Deir Ezzor.

Medios locales detallan que este robo se suma al del jueves último, cuando un convoy similar compuesto por 144 camiones cisterna cargados con crudo robado de los campos petrolíferos entró en territorio iraquí por el cruce ilegal de Mahmoudiye, en el nordeste de Hasakeh.

Estas operaciones de saqueo protagonizadas por Estados Unidos (EE.UU.) regularmente son respaldadas por las milicias kurdo-sirias Fuerzas Democráticas Sirias (FDS); las cuales controlan junto con sus aliados la mayoría de los campos petroleros en el este y noreste de ese país árabe.

Además de asumir la custodia de los convoyes que trasladan el petróleo robado sirio más allá de sus fronteras.

Por su parte, autoridades sirias denunciaron que EE.UU., apoyado por las FDS, roba el 80 por ciento de su producción de petróleo, equivalente a 66.000 barriles diarios.

Ante lo cual Damasco remarcó que apelará a su derecho para responder a la ocupación estadounidense y poder recuperar con prontitud todos sus territorios ocupados.

Mientras, medios chinos denunciaron la política de saqueo practicada por la Casa Blanca en muchos países del mundo, similar a la situación que vive Siria; lo que no dudaron en calificar de un oficio el cual ejercen desde hace décadas.

(teleSUR)

Comentarios Facebook