stay-free.jpg

El columnista Julián Eduardo Guzmán, mejor conocido como “Stayfree”, comenta en esta nueva entrega de su columna “Te lo juro por Madonna”, acerca de los reactivos para controlar y ver el estado de las células CD4 y CD8.

 

A continuación,presentamos la columna de manera íntegra.

 

He meditado seriamente cómo poder explicar lo que deseo compartirles.

 

Un buen amigo llamado José Duarte llego hasta mí para pedirme ayuda; la verdad me toca mucho, él es VIH positivo (como yo) y sufre una afección llamada síndrome cerebral progresivo. Por otro lado contamos con la problemática de que no hay reactivos para exámenes de CD4 y carga viral en Venezuela.

 

Hemos celebrado la acción de la anterior AN que aprobó una ley que en un artículo se lee “Norma inédita en la historia de Venezuela: Parlamento venezolano aprueba ley que protege a personas con VIH y a sus familiares del 14 agosto de 2014”.

 

Pude ver el entusiasmo de algunas ONG por este triunfo, también fue una gran promesa de sosiego para todos los pacientes con el virus del VIH y sus familiares. Si bien el suministro de fármacos para contrarrestar el crecimiento del virus está garantizado, para 2016 la problemática de los reactivos llena de estupor e incertidumbre a más de uno; es necesario ver como se encuentra la carga viral, y los CD4. Eso es una primordial para todos los pacientes.

 

José Duarte me ha dado una gran lección de fortaleza, y ganas de seguir luchando por mantenerse vivo. ¿Cuántas veces deje de lado estas premisas?.

 

La responsabilidad de todos los entes gubernamentales en el caso del VIH no es suficiente, es también responsabilidad de cada individuo afectado. En países Africanos familias enteras desaparecieron por este flagelo, no es que esté mal tener sexo, pero si te has enterado que tienes el virus el VIH no lo disperses más. Cuídate y cuida también de los demás.

 

El tema de la responsabilidad regresa constantemente a mi cabeza, para muchos la vida se va en nacer, vivir y morir, para nosotros, se ha convertido en la responsabilidad de estar vivos. Pero, ¿Cómo se hace ahora? Todo pareciera ser incertidumbre, un calvario de culpas y de dimes y diretes, mientras los hijos de Venezuela y los hijos de Bolívar afectados por el virus del VIH esperan una respuesta sensata, soluciones a la pregunta persistente ¿Dónde están los reactivos? Mientras tanto, José Duarte C.I: 10.789.153 va por la ciudad de Caracas minusválido, tratando de vivir y velar también por su madre de 80 años.

 

Sólo espero que mi amigo José no se moleste conmigo. Entenderán ustedes queridos lectores que también soy VIH+. La situación lejos de llenarme de reflexión, me pone muy ansioso. La vida continúa, hay una gran cuota de responsabilidad para seguir con la vida.

 

No soy el más responsable de todos, me considero aun joven. Esto es una gran prueba que se nos ha mandado, no lo considero castigo.

 

Sin embargo, cada día es propicio para levantarse y decir “gracias Dios mío estoy vivo, tu misericordia es grande por eso me impulsas a velar por los demás, así no sepa velar aun por mí mismo”, la vida es una serie de acciones positivas. No me estoy lamentando, tampoco me victimizo, y así te equivoques o me equivoque, puedes rectificar.

 

Espero el Creador calle mi bocota y me ayude a hacer más. Sea esto también una alianza (…), más que un simple comienzo.

 

(N24(

Comentarios Facebook