Al menos 50 personas murieron el viernes en India cuando un tren atropelló a los fieles congregados en un festival hindú del estado septentrional de Punyab.

 

Contaron policía y testigos que el tren golpeó a una multitud que se encontraba en la línea del ferrocarril para ver un espectáculo de fuegos artificiales durante las celebraciones de Dussehra, una fiesta muy popular en el norte de India.

 

«Había mucho ruido ya que se estaban estallando petardos y parece que no pudieron oír que el tren se acercaba», dijo a la AFP un agente de policía presente en el lugar.

 

Un testigo ocular contó a un canal local de televisión que se produjo un «escándalo total» cuando la multitud se dio cuenta de que el tren «se acercaba muy deprisa» en su dirección.

 

«Todo el mundo corría atropelladamente y de repente otro tren se estrelló contra la multitud», contó.

 

«Hay más de 50 víctimas. La prioridad ahora es llevar a los heridos al hospital», declaró a la prensa el responsable de la policía de la ciudad de Amritsar, S. S. Srivastava.

 

En India hay cientos de cruces de vías no gestionados y que son especialmente proclives a que se produzcan accidentes. Los motoristas a menudo ignoran las advertencias de que hay trenes acercándose.

 

Unas 15.000 personas mueren cada año en accidentes de ferrocarril en el país, según un informe gubernamental de 2012.

 

El ministro en jefe de Punyab, Amarinder Singh, ordenó una investigación sobre este último desastre.

 

«La tragedia es desgarradora. Mis más profundas condolencias a las familias de quienes perdieron a sus seres queridos. Rezo porque los heridos se recuperen rápido», escribió en Twitter el primer ministro indio, Narendra Modi.

 

(AFP) 

Comentarios Facebook