Es increíble como la superflua organización Miss Venezuela y uno de sus principales representantes, Osmel Sousa, propagan mensajes de racismo y se niegan a que una mujer afrodescendiente pueda incluirse en el concurso que vende belleza estereotipada.

En el video que le presentamos en este segmento, Sousa explica por qué una mujer de piel morena, o baja de estatura, o con una nariz expandida, no llegará a ser ni la favorita de la organización que tiene un negocio de la belleza.

“Desde pequeño dibujaba mujeres (…) cuando era dibujante y hacía una cara, venía el cliente y me decía ‘Ay esa nariz no me gusta’. Entonces con la goma tenía que borrarla y hacerla de nuevo; es lo mismo que la cirugía plástica”, aseguró el autodenominado zar de la belleza para confirmar que el bisturí es un requisito para ser miss.

Lo peor es cuando dijo: “El problema de las mujeres bajitas es que no son armoniosas”. Luego, para rematar afirmó: “La negritud venezolana no es bonita. Si en Venezuela hubiera una negra bonita estaría en el concurso”, sentenció con descaro.

No es la primera vez que Sousa deja entrever su perfil racista y xenófobo; en una entrevista concedida a la revista Latina en 1997, habló de su prejuicio en contra de los rasgos africanos, diciendo: «Las mujeres negras venezolanas no son muy bonitas…Sus narices son demasiado grandes ¡Nadie pudiera operarlas! De vez en cuando, elijo una morenita, pero tiene que tener los rasgos de una chica blanca».

El llamado es a despertar la conciencia y a repudiar todos los comentarios racistas vengan de donde vengan. Ya basta de que los estereotipos marcados en los medios masivos y la industria de la “belleza” sigan haciendo daño a la mujer venezolana.

Decendencia-afroamericana-no-puede-ganar-un-miss-C.jpg

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook