Este sábado se cumplen 20 años de la Matanza de Columbine (Colorado), masacre que pasó a la historia de Estados Unidos, pues el 20 de abril de 1999 dos ciudadanos norteamericanos de la escuela secundaria Columbine High School asesinaron a 13 personas (alumnos y profesores) en un ataque con armas de fuego.

 

El crimen, recordemos, fue perpetrada por Dylan Klebold, de 17 años, y Eric Harris (18). La matanza en cuestión abrió el debate sobre las armas de fuego por parte del Gobierno estadounidense. Sin embargo, actualmente en dicho territorio los controles en esta materia pareciera que no han sido suficientes, ya que se han registrado casos similares en escuelas de esa nación.

 

De acuerdo con algunos portales internacionales, actualmente se estima que unos nueve de cada diez ciudadanos estadounidenses tiene un arma de fuego. El Servicio de Investigación del Congreso calculó, en un estudio de 2012, que había alrededor de 310 millones de armas en una población de 321 millones. Y cada año mueren unas 40.000 personas en tiroteos.

 

“En Estados Unidos no protegen a las personas y comunidades con mayor riesgo de violencia con armas de fuego, en violación de la ley internacional de derechos humanos. El derecho a vivir libre de violencia, discriminación y temor ha sido superado por un sentido de derecho a poseer una variedad prácticamente ilimitada de armas de fuego”, subrayó el autor de “The Gun Debate”, Philip Cook.

 

Tras el episodio de Columbine en suelo estadounidense se han consumado masacres parecidas a esta, entre ellas destaca la ocurrida en la escuela de Santa Fe de Texas, en mayo de 2018  (al menos 10 muertos) y la de la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas de Parkland, estado de Florida, con 17 personas asesinadas.

 

(LaIguana.TV)

 

Comentarios Facebook