El presidente de Rusia, Vladímir Putin, reiteró su rechazo a la presión externa que sufre Venezuela porque, según cree, solo agrava la situación en el país caribeño.

 

«A todos nosotros nos preocupa la situación en Venezuela, (…) lo que no nos preocupa menos es la injerencia en los problemas de Venezuela y la presión externa que solo agrava la situación de los venezolanos, a mi juicio es inaceptable», resaltó Putin.

 

El mandatario alertó que «es inaceptable no solo una intervención militar, que debe ser excluida en absoluto, sino también cualquier injerencia en la vida política interna».

 

Venezuela atraviesa una crisis política agravada desde que el pasado 23 de enero el líder opositor Juan Guaidó se autoproclamara «presidente encargado» del país.

 

Guaidó fue reconocido de inmediato por los EEUU, a los que se sumaron unos 50 países, entre ellos España, mientras que el Gobierno de Nicolás Maduro —que asumió su segundo mandato el 10 de enero tras unas elecciones que la oposición boicoteó— mantiene el reconocimiento de países como Rusia, China o Irán entre otros.

 

(Sputnik) 

Comentarios Facebook