La credibilidad del diario colombiano El Espectador se vino abajo luego que salieran ellos mismos a corregir un adjetivo calificativo que colocaron como titular en las fotos donde sale Juan Guaidó con narcoparamilitares del grupo criminal «Los Rastrojos».

 

Cuando salieron las fotos, el referido medio publicó la noticia a través de Twitter con un titular que decía: «Las incómodas fotos de Juan Guaidó con narcoparamilitares». Días después de la publicación, El Espectador respondió el mismo tuit con un mensaje que decía: «Nos equivocamos calificando de incómodas las fotos en que Juan Guaidó aparece con unos paramilitares, la lección es más bien abstenerse de calificar tanto cuándo estamos informando».

 

Al respecto, el director de LaIguana.TV, Miguel Ángel Pérez Pirela, en su programa «Desde Donde Sea», comentó sobre esta «corrección» que hizo el referido diario colombiano, que seguramente la presión del Gobierno de Iván Duque fue de tal magnitud que tuvieron que retractarse y «comerse sus palabras».

 

«Es decir que para El Espectador, que se comió sus palabras, las fotos con unos narcoparamilitares que pican gente y la creman, no son siquiera ya incómodas, ni siquiera el adjetivo de incómodas. Preguntaría yo al Espectador, a los medios colombianos y al Gobierno colombiano ¿cuántos adjetivos se utilizan contra el Gobierno venezolano? (…) porque resulta que ahora salir fotografiado con asesinos en serie, ya ni siquiera puede ser tildado de incómodo, imagínense ustedes», acotó Pérez Pirela.

 

Además, luego el diario El Espectador sacó un amplio reportaje en donde quisieron lavar la imagen de Guaidó al mostrar fotografías donde se observa el trato de «presidente» y los «honores» que le rindió la Guardia Presidencial de Iván Duque luego que lo ayudaran a cruzar la frontera en Cúcuta.

 

El director del diario colombiano El Espectador, Fidel Cano, ofreció una confusa disculpa luego que ese rotativo calificara de “incomodas” las fotos del diputado Juan Guaidó con miembros del grupo paramilitar Los Rastrojos.

 
A través de un video publicado en la edición digital del citado medio, Cano destacó que se trató de un “error menor” calificar las gráficas de incómodas. Indicó que era preferible utilizar un “adjetivo suave, pero mesurado” antes que utilizar “uno muy acusatorio”.

 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook