Este jueves 17 de octubre, el embajador de Colombia ante la Organización de Naciones Unidas (ONU), Guillermo Fernández de Soto, dijo que su país rechaza el hecho de que Venezuela forme parte del Consejo de los Derechos Humanos (DDHH), porque -a su juicio- “no tiene los requisitos ni la autoridad moral”.

 

Sin embargo, el funcionario colombiano reconoció que la decisión de retirar a Venezuela de ese Consejo no es personal, sino que debe ser emanada por todos los países miembros de la ONU.

 

“Es una posición de principio que nosotros expresamos públicamente con nuestros aliados del Grupo de Lima y la seguimos manteniendo”, reveló descaradamente Fernández.

 

Recordemos que en lo que va de año más de 150 líderes sociales han sido asesinados en Colombia, bajo la completa inacción de la Administración de este país, razón por la cual el pueblo neogranadino se ha mantenido en constantes protestas y manifestaciones en las calles para exigir justicia.

 

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook