El abogado penalista Manuel J. Retureta, quien refrendó el contrato firmado por Juan Guaidó y un grupo de mercenarios para que invadieran Venezuela, asesinaran a varios líderes revolucionarios y propiciaran un Golpe de Estado, es socio del bufete Retureta & Wassem, especializado en defender a paramilitares y narcotraficantes latinoamericanos, según lo informó este lunes el portal La Tabla, especializado en periodismo de datos.

 

El abogado penalista Manuel J. Retureta, quien refrendó el contrato firmado por Juan Guaidó y un grupo de mercenarios para que invadieran Venezuela, asesinaran a varios líderes revolucionarios y propiciaran un Golpe de Estado, es socio del bufete Retureta & Wassem, especializado en defender a paramilitares y narcotraficantes latinoamericanos, según lo informó este lunes el portal La Tabla, especializado en periodismo de datos.

 

Actualmente, asegura la investigación del portal, Retureta “es el defensor del narcotraficante mexicano Dámaso López Núñez, alias «El Lic», considerado como el sucesor del Chapo Guzmán, a quien traicionó y testificó en su contra, pero también fue el abogado de los narcos hondureños Tony Hernández (hermano del actual presidente Juan Orlando Hernández) y Fabio Lobo, hijo el expresidente Porfirió Lobo.

 

Estima el portal de noticias que la vinculación del abogado Retureta con el grupo que firmó el contrato para gestionar la sangrienta invasión armada de Venezuela, puede “venir a través de J.J. Rendón, (otro de los firmantes) quien fue asesor durante varios años del expresidente colombiano Álvaro Uribe».

 

Este sujeto defendió a varios jefes paramilitares, entre ellos su máximo jefe, Salvatore Mancuso, para que no fueran extraditados a EEUU por Uribe, ya que habían logrado una reducción de su condena y su libertad estaba prevista para marzo de este año 2020.

 

(LaIguana.TV)

]]>

Comentarios Facebook