En el estado Mérida, específicamente en el sector Las Guacamayas de El Vigía, un adolescente de 15 años de edad asesinó a su hermano de 12 años de un disparo en la cabeza, mientras jugaba con una escopeta.

El armamento pertenecía al padre de ambos, quien no mantenía el arma bajo llave.

Tras llamadas de los vecinos del sector, efectivos del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC) de Mérida acudieron al lugar para hacer el levantamiento del cadáver.

Tanto el representante como el menor de edad fueron puestos a las órdenes del Ministerio Público.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook