La esposa del exfutbolista turco Emre Asik ha sido acusada de ofrecerle una millonaria suma a un sicario para que matara a su marido y se deshiciera del cuerpo, en medio de un abrupto proceso de divorcio que lleva la pareja, recoge el diario local Hurriyet Daily News. 

De acuerdo con la prensa, Yagmur Asik está acusada de conspirar contra el famoso exinternacional de la selección turca como parte de un plan de asesinato con su amante, Erdi Sungur. Según documentos judiciales, este último confesó que mantenía un romance con la mujer y que ella estaba desesperada por quedarse con el dinero de su esposo.

«Tuve una aventura con Yagmur. [Ella] solo estaba pensando en heredar la fortuna de Emre Asik después de su muerte. Me pidió que lo matara, pero yo me negué», fue el testimonio de Sungur a los fiscales de la provincia de Duzce.

Tras la negativa de su amante de participar en la idea, Yagmur contrató los servicios de un asesino a sueldo —presentado por el propio Sungur— a quien le ofreció 10 millones de liras turcas (cerca de 1,3 millones de dólares) para cumplir su objetivo y ocultar el cadáver. Se señala que la mujer colaboró en la preparación del crimen buscando un «lugar seguro» para enterrar el cuerpo y proporcionando un arma al homicida.

Sin embargo, el plan se vino abajo luego de que el sicario cambió de parecer en el último minuto y le reveló sus intenciones al abogado del futbolista, cerciorándose que, tanto ella como su amante, fueran capturados por la Policía. La fiscalía ha exigido que Yagmur y Sungur reciban un castigo por intento deliberado de asesinato y pronto será anunciada la fecha de su juicio.

Emre Asik, de 46 años, vistió la camiseta nacional 34 veces y fue integrante de grandes clubes turcos como el Galatasaray, el Fenerbahce y el Besiktas, donde jugaba como defensa. En 2012 contrajo matrimonio con Yagmur, con quien tiene tres hijos. La pareja inició un proceso de divorcio, que se ha visto marcado por escándalos, luego de que el exfutbolista alegara infidelidad.

(RT)

Comentarios Facebook