El Centro Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya de Rusia, que creó la primera vacuna contra COVID-19, Sputnik V, ha afirmado que está listo para ayudar al presidente de EEUU, Donald Trump, recientemente diagnosticado con coronavirus, si acude a las autoridades rusas en busca de asistencia.

En una conversación con RIA Novosti, el director del Centro Gamaleya, Alexánder Guíntsburg, ha recomendado a todo el personal de la Casa Blanca vacunarse con Sputnik V.

Este viernes, el mandatario norteamericano ha informado a través de su cuenta de Twitter que él y su esposa Melania han dado positivo por COVID-19.

La pareja presidencial se sometió este jueves a una prueba de COVID-19 tras confirmarse el diagnóstico positivo de una de las asesoras más cercanas del presidente, Hope Hicks. La mujer, de 31 años, viajó este martes a bordo del Air Force One rumbo a Cleveland (Ohio), donde Trump participó en el primer debate electoral con el candidato demócrata Joe Biden, y también voló este miércoles con el presidente a un mitin en Minnesota.

La vacuna Sputnik V, desarrollada por el centro Gamaleya, se registró el 11 de agosto y actualmente se encuentra en la tercera fase de ensayos. Más de 60.000 voluntarios se inscribieron en Moscú para participar en las pruebas y más de 40 países han expresado ya su interés en obtener la vacuna.

(RT)

Comentarios Facebook