Este lunes 19 de octubre, tras el triunfo obtenido en las elecciones presidenciales por el partido de izquierda Movimiento Al Socialismo (MAS), renunciaron los ministros de Educación y de Gobierno, Víctor Hugo Cárdenas y Arturo Murillo Prijic, respectivamente, ambos pertenecientes a la administración de la presidenta de facto de Bolivia, Jeanine Áñez.

En este sentido, Áñez dejó sin efecto la designación de ambos funcionarios, luego de que la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) emitiera dos censuras contra los mismos.

“Se deja sin efecto la designación del ciudadano Arturo Carlos Murillo Prijic como Ministro de Gobierno”, indica el artículo I del decreto 4367.

Por su parte, el decreto 4368 deja sin efecto la designación de Cárdenas en el Ministerio de Educación.

Ambos ciudadanos son acusados por los movimientos de izquierda de Bolivia de llevar a cabo una cacería de brujas en contra de los seguidores del expresidente Evo Morales. En el caso de Murillo Prijic, se exige que sea juzgado por instancias nacionales e internacionales por crímenes de lesa humanidad.

Recordemos que este mismo domingo el partido MAS, al cual pertenece el expresidente socialista Evo Morales, se impuso en primera vuelta en las elecciones presidenciales realizadas en Bolivia. El dirigente de izquierda Luis Arce obtuvo un 52,4% de los votos, frente al derechista Carlos Mesa, quien solo obtuvo un 31,5%.

“Hemos recuperado la democracia y, sobre todo, los bolivianos hemos recuperado la esperanza. Vamos a trabajar para todos los bolivianos, vamos a construir un gobierno de unidad nacional, vamos a construir la unidad de nuestro país”, manifestó Arce tras su triunfo.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook