El expresidente Evo Morales informó que se abrirá un proceso contra el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, ante la Corte Penal Internacional (CPI) ante su injerencia en Bolivia durante los comicios del 2019, que  llevaron  a un golpe de Estado. 

“Debido a que las acciones de Luis Almagro y de Manuel González derivaron en masivas violaciones de DDHH y en la comisión de crímenes de lesa humanidad, presentaremos una denuncia contra ellos ante la Corte Penal Internacional para que sean procesados y juzgados”, escribió el exmandatario a través de la red social Twitter.

Expresó durante una rueda de prensa desde Argentina su desagrado debido a la actuación de Almagro y reiteró que junto a  los movimientos sociales del país emitieron una denuncia en la CPI.

Concordó con México y el Grupo de Puebla en que Almagro debe dimitir. “Almagro debe renunciar, sus manos están manchadas de sangre de bolivianos y bolivianas; no tiene moral para dirigir los destinos de la OEA”, citó La Razón. 

Enfatizó que tiene que ser procesado, enjuiciado y juzgado. “Si tiene ética, moral y personalidad, frente a ocho investigaciones (que desmienten que hubo fraude en Bolivia en 2019), la mayoría de Estados Unidos (…), le toca renunciar”, dijo.

El  exgobernante criticó el desempeño del ente regional en Bolivia. “No es toda la OEA. Si ahora no sentamos la mano, aparecerá otro Almagro que no respete la voluntad democrática del pueblo”.

Agregó que se unirá a la demanda interpuesta por las Madres de la Plaza de Mayo y el premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel contra Almagro ante el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos.

El dirigente del MAS  comunicó que  se dirigirá a todos los organismos internacionales  con la finalidad de hacer valer su triunfo en los pasados comicios de 2019 que claramente evidenciaron “un golpe de la derecha boliviana”.

Reclamó una auditoría separada del informe que presentó la misión de observadores de la OEA, la cual señaló anomalías en las elecciones 2019, lo que generó su invalidación tras el “acuerdo político de gobernabilidad y pacificación en la Asamblea Legislativa”.  

“Nos vamos a hacer cargo (de proceso), no solamente por Evo o el pueblo, que nunca más haya un Luis Almagro (…). Desde el primer momento dijimos ‘no hubo fraude’”, aseguró.

Morales señaló a Carlos Mesa como uno de los “culpables de la masacre”. Además  al candidato presidencial de Comunidad Ciudadana (CC) en 2019 por impulsar manifestaciones  contra los tribunales electorales, reseñó el medio de comunicación. 

Comentó que este miércoles sostuvo un encuentro con sus abogados Raúl Zaffaroni y Gustavo Ferreyra, a los cuales les emitió su total agradecimiento, gesto que también realizará con profesionales de su país y con el abogado español Baltasar Garzón para examinar las gestiones del procedimiento que iniciará.

Ante lo expuesto declaró: “Tengo una deuda impagable con ellos”.

México cuestionó actuación de Almagro

El subsecretario para América Latina y el Caribe de la Cancillería de México, Maximiliano Reyes Zúñiga, cuestionó este miércoles a Almagro y reveló que en 2019 jamás hubo fraude en Bolivia.

“Mientras usted (Almagro) siga al frente de la Organización, la sombra de lo sucedido en Bolivia estará siempre presente. Ha llevado a la organización a un choque con la realidad democrática actual en la región”, fueron las palabras de  Reyes.

La contundente victoria de Luis Arce permite al partido MAS aseverar que en 2019 no hubo fraude, por el contrario se trató de un golpe de Estado. 

(LaIguana.TV) 

Comentarios Facebook