Este fin de semana las autoridades del departamento Norte de Santander, en Colombia, darán apertura a un “corredor estudiantil” en la frontera que conecta a la nación neogranadina con nuestro país. Dicha medida se tomará para que 169 jóvenes, quienes se encuentran matriculados en colegios oficiales de Cúcuta y Villa del Rosario, presenten las Pruebas Saber 11 del último año de secundaria.

Según información difundida este mismo viernes 13 de noviembre, se espera que al menos 338 personas (incluidos estudiantes y representantes) se trasladen hacia Colombia, a través de los puentes internacionales Simón Bolívar y Francisco de Paula Santander. Los mismos, recordemos, conectan la capital nortesantanderiana con las ciudades de San Antonio y Ureña, en el estado Táchira.

Estas pruebas, que evalúan la posibilidad de ingresar a la educación universitaria en el vecino país, son organizadas por el Instituto Colombiano para la Educación Superior (Icfes).

“Logramos coordinar con Migración Colombia la apertura del corredor humanitario, para que los jóvenes que están cursando el último curso de bachillerato puedan presentar sus pruebas ante el Icfes», indicó el secretario de Fronteras y Cooperación Internacional de Norte de Santander, Víctor Bautista.

“Confiamos en que este fin de semana se pueda realizar el examen sin ningún contratiempo, y que sobre todo los alumnos que viven en el vecino país no vean obstaculizados sus sueños de ingresar a una universidad, estamos trabajando para garantizar su derecho fundamental a la educación”, manifestó en este sentido la secretaria de Educación de Norte de Santander, Laura Cáceres Niño.

De acuerdo con Migración Colombia, 65 estudiantes pasarán por el puente internacional Simón Bolívar junto a sus representantes. Esto dará un total de 130 personas. Por su parte, a través del puente Francisco de Paula Santander, pasarán 104 estudiantes con sus representantes. En total serán 208 personas.

La medida se tomará siguiendo todos los protocolos de bioseguridad correspondientes.

Recordemos que la frontera colombo-venezolana se encuentra cerrada para los vehículos desde agosto de 2015. La circulación de personas fue suspendida en febrero de 2019, luego de la ruptura de relaciones entre Venezuela y Colombia. Debido a la pandemia de la COVID-19, el Gobierno colombiano, en marzo de 2020, ordenó el cierre de todos los pasos fronterizos terrestres y fluviales. Hoy día solo se permite el paso por motivos humanitarios, tales como emergencias o tratamientos médicos.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook