El acalde de la ciudad de Miami, Francis Suárez, desmintió que, como se aseguró en reportes previos, extranjeros y visitantes se estén vacunando contra la COVID-19, reportaron medios locales.

En una conferencia de prensa, el burgomaestre indicó que la ciudad no ha recibido dosis suficientes para ello y además, su administración es de la opinión de priorizar a la población de alto riesgo y a los residentes de la ciudad, al punto que introdujo un proyecto de ley en el que le solicita al administrador y al abogado de Miami que se acepte que no se priorice la inmunización de quienes no son residentes permanentes.

«Hay personas mayores y vulnerables que necesitan vacunarse y deben tener la prioridad. También la población general, pues nuestros residentes tienen que recibir prioridad (…), porque ellos son los que tienen negocios aquí, están viviendo aquí, pagan impuestos aquí», agregó.

Suárez también informó que dos comisionados «han avanzado resoluciones» para poner en marcha un plan de vacunación enfocado en las personas vulnerables, con el que las autoridades pretenden acudir directamente a sus hogares o centros comunitarios cercanos a sus viviendas, tal y como se hizo durante las jornadas de despistaje masivo. 

Otro funcionario criticó que algunas agencias de viaje estén ofreciendo «turismo médico» de vacunación contra el coronavirus a ciudadanos residentes en países como Canadá, Argentina, Brasil o República Dominicana. 

«No queremos eso. Queremos (…) que cualquier persona que viva en esta ciudad, tenga el derecho de recibir la vacuna», enfatizó.

Citando a las autoridades de la ciudad, medios locales aseveraron que en todo el estado de la Florida se han distribuido más de 774.000 vacunas, si bien en el condado de Miami-Dade se prevé que la semana próxima lleguen muchas menos dosis.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook