Un brote de COVID-19 entre los miembros de la tripulación del destructor USS Chafee de la Marina de EEUU está «diezmando» al personal de la embarcación, informa el portal Navy Times.

El buque de guerra, que llegó el pasado fin de semana a San Diego (California) procedente de Hawái, cuenta con una tripulación de alrededor de 350 personas. Funcionarios de la Tercera Flota estadounidense destacaron que, pese al brote, el USS Chafee «sigue siendo capaz de cumplir su misión» y que «ninguno» de los marinos infectados han sido hospitalizados, aunque sí se encuentran aislados en instalaciones fuera de la embarcación.

Datos de un documento sobre el destructor obtenido por Navy Times indican que son 41 las personas evacuadas que dieron positivo por covid-19 o estuvieron en contacto cercano con los contagiados.

Denuncias de suboficiales del buque

Dos suboficiales a bordo del buque que accedieron a hablar bajo anonimato lamentaron que desde las instancias superiores no se les esté informando sobre la situación en el USS Chafee y criticaron la falta de pruebas de covid-19 para toda la tripulación.

Además, indicaron que a bordo del destructor existe escasez de mascarillas y que la tripulación se ve obligada a usar esos implementos más de una vez. Por su parte, desde la Tercera Flota aseguraron que el buque «tiene un suministro adecuado de equipo de protección personal».

(RT)

Comentarios Facebook