A juicio del filósofo y comunicador, Miguel Ángel Pérez Pirela, la situación que se vive en la zona fronteriza colombo-venezolana del estado Apure no es más que “un conflicto que fuerzas paramilitares están propiciando aquí en Venezuela”.

Así aseguró durante la transmisión de su programa Desde donde sea, que se emite de lunes a viernes a las 7:30 de la noche a través de las redes sociales de LaIguana.TV, y en el que analizó el desarrolló de dicha situación.

“Esto es fin de mundo” indicó sobre el hecho que estos grupos irregulares colocaron minas antipersonales en la zona y acotó que “ya uno no sabe si son pseudoguerrilleros, paramilitares o si es el ejército de Colombia. No se sabe. Eso un desastre del otro lado de la frontera y terminamos nosotros pagando la consecuencias, peor aún, terminamos nosotros en Venezuela siendo vilipendiados y atacados doblemente: Con armas materiales y armas informativas, porque todo termina tergiversándose y los victimarios se presentan como víctimas”.

Precisó el también investigador que todo inició cuando el Gobierno venezolano emprendió una operación militar en el fronterizo estado Apure, para combatir la presencia de grupos irregulares en territorio venezolano y que llamó Escudo Bolivariano 2021. “Estos grupos están vinculados con el narcotráfico, la violencia y, no tengo dudas, con el gobierno colombiano”.

No tengo la menor duda que esto no es un conflicto natural, es un conflicto alevoso, intencionado, mal intencionado que nosotros desgraciadamente tenemos que soportar en la República Bolivariana de Venezuela. Desde Caracas han señalado a Bogotá de abandonar su frontera y desde la Casa de Nariño, palacio de gobierno bogotano, señalan a Nicolás Maduro de amparar el narcotráfico. Qué nivel de descaro”, apuntó.

Catalogó de “costoso” el saldo que han dejado estos enfrentamiento. “El desplazamiento de población civil de La Victoria hasta la localidad colombiana de Arauquita. Más del 60 por ciento ha regresado. Ocho soldados de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana muertos, atentados contra organismos públicos e incluso ataques por parte de paramilitares, sean estos supuestos guerrilleros o de las badcrim de Uribe, son paramilitares todos que terminan atacando con minas antipersonas. Aquí en Venezuela no conocíamos esto. Esto son prácticas propias de Colombia y sus más de 70 años de guerra civil continuada y que ha sido acallada por los medios colombianos y los medios privados  transnacionales”.

Destacó el conductor de Desde donde sea que los grupos irregulares que pretendieron apoderarse del territorio venezolano, incluyen disidentes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y agrupaciones paramilitares.

“Insisto en la definición clásica: Todo levantamiento con armas fuera del monopolio legítimo del Estado se llama paramilitarismo. Por eso yo llamo a todo lo que desde Colombia pasa a Venezuela fuerzas paramilitares, que ni siquiera ellos mismos pueden organizar”, precisó.

“Lo cierto es que militares venezolanos que estuvieron durante los años 80 en la frontera dicen que por cada puesto fronterizo militar venezolano, había uno colombiano a lo largo y ancho de la porosa frontera. Desde la llegada de Uribe de lado de Colombia fueron desapareciendo y la frontera se dejó en manos de fuerzas paramilitares que ahora son utilizadas por el  Gobierno de Duque para atacar territorio venezolano, a civiles venezolanos  y a militares venezolanos”, precisó.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook