La vacunación contra la covid-19 en Bolivia llegó a las cárceles situadas en localidades fronterizas con Brasil al ser los reclusos una población considerada vulnerable.

La inmunización responde a una recomendación de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de «priorizar la vacunación» de sectores vulnerables como los «privados de libertad», dijo este jueves a los medios el director general de Régimen Penitenciario, Juan Carlos Limpias.

Según el funcionario, ya han sido vacunados 67 reclusos del penal de Puerto Suárez, una localidad de la región boliviana de Santa Cruz situada en la frontera con Brasil, y se prevé inmunizar a otros 380 en la cárcel de Villa Busch, en la ciudad amazónica de Cobija, también limítrofe con ese país.

Además de las zonas fronterizas, también se dará prioridad a las regiones donde se establecieron «encapsulamientos» carcelarios para evitar los contagios de la covid-19, indicó.

El funcionario precisó que en la segunda ola de la pandemia que azotó el país desde fines de diciembre se registraron dos fallecidos y 149 casos en las cárceles, de los que continúan activos 34.

(Agencias)

Comentarios Facebook