El presidente de la República, Nicolás Maduro, aseguró este domingo 2 de mayo que la frustrada operación Gedeon, que ocurrió hace un año, buscaba “generar un baño de sangre en Venezuela”.

El máximo mandatario venezolano explicó a través de un pase telefónico que le hizo la vicepresidenta de la República, Delcy Rodríguez, durante el balance semanal de la covid-19, que el objetivo del presidente de Colombia Iván Duque, y el entonces presidente de EEUU, Donald Trump, era que corriera sangre en el país.

“Aquí en Venezuela activamos la Operación Negro Primero Aplastamiento del Enemigo y derrotamos, en las primeras horas de la madrugada, de aquel domingo 3 de mayo esta intentona de llenar de sangre a Venezuela”, dijo Maduro.

“Gracias a la fortaleza de la unión cívico-militar-policial perfecta de Venezuela fueron derrotados estos planes”, recordó el Jefe de Estado este domingo sobre el derrocado plan magnicida de la derecha.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook