Christian Eriksen protagonizó el susto de su vida este sábado al desplomarse en pleno Dinamarca-Finlandia y tener que ser hospitalizado tras varios minutos de reanimación, pero las noticias surgidas en torno a su figura con el paso de las horas fueron positivas.

La última, la anunció el CEO del Inter de Milán Giuseppe Marotta, al desvelar al filo de la medianoche en los micrófonos de RAI Sport que el centrocampista danés se había comunicado con sus compañeros de equipo mediante un grupo de WhatsApp. “Acaba de enviar un mensaje en el grupo. Somos optimistas respecto al estado de Christian, el personal de Dinamarca nos dijo que la situación está bajo control, afirmó el dirigente del conjunto italiano.

En el minuto 43 del encuentro Eriksen se desplomó encogiendo el corazón del mundo del fútbol, que se temió lo peor. Horas más tarde, la propia Federación Danesa informó que el centrocampista había sido estabilizado en el hospital al que fue trasladado.

(Mundodeportivo)

Comentarios Facebook