instaagara.jpg

Algunos usuarios de Instagram recibieron un aviso al hacer un pantallazo en sus historias. El texto decía que la próxima vez avisaría al usuario que había creado esa historia, que la habían capturado. Por este motivo la red social decidió corregir este detalle.

 

Por los momentos, se desconocen las razones exactas del por qué la notificación de capture causó incomodidad en la empresa de la camarita.

 

Un portavoz de Instagram ha confirmado al citado medio que se trataba de un test y que finalmente nadie será notificado cuando se haga una captura de pantalla.

 

(Marca.com)

Comentarios Facebook